Cómo despedir a un trabajador

Desgraciadamente hemos de hablar de despidos pues, como empresario, has de saber cómo terminar con una relación laboral lo mejor posible y, ante todo, según la ley, algo importante. Aquí te enseñaremos cómo despedir a un trabajador:

Los despidos no son agradables para nadie ya sea porque el trabajador no te sirve o porque no puedes pagarla más al mismo, el caso es que has de enfrentarte a un momento difícil para cualquiera y uno solo espera salir lo más rápido posible.

Consejos para despedir a un trabajador

A la hora de despedir al trabajador está estipulado por ley que debe haber un preaviso de al menos 15 días para hacerlo, es decir, que has de avisarle 15 días antes de que su contrato va a finalizar y no vas a renovarlo. Esto se puede hacer tanto por escrito como verbalmente pero te recomiendo que sea por escrito para que haya constancia de ello (ya que, en algunas ocasiones, aunque lo hayas hecho verbal el trabajador después alega que no ha sido así).

Ese tipo desde que el trabajador es notificado y finalmente se cumple el periodo del contrato puede ocurrir dos cosas: que el trabajador siga trabajando en la empresa como si nada; sabe que no se le renueva, que es despedido, y por tanto ha de buscar otro trabajo pero sigue con el que lleva en ese momento con la misma diligencia y ocupación que hasta entonces.

Otra de las reacciones que pueden tener es la de ausentarse más en el trabajo, hacer menos trabajo o no estar pendiente del mismo aludiendo que, como él ya no va a trabar allí, no tiene por qué hacer nada. Esto a menudo se hace como una especie de “venganza” por quedarse sin trabajo. No es que el trabajador se porte mal, sino que le da rabia perder el trabajo y reacciona mal.

Después de la notificación de finalización de contrato el empresario ha de poner en conocimiento al departamento de contabilidad, si tiene, o si no él mismo ha de tenerlo en cuenta, que a este trabajador ha de pagársele el “finiquito” que vendría a ser el dinero por finalizarse el contrato y que dependerá del tipo de contrato y años trabajados en la empresa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *