Consejos de finanzas personales que todo padre debe dar a un estudiante universitario

Cuando los hijos van a la universidad, muchos son los consejos que los padres suelen dar.  La mayor parte relacionados con el estudio, las nuevas responsabilidades, las relaciones y como cuidarse, las salidas, incluso oportunidades de trabajo para ganar experiencia laboral. Pero pocos padres se enfocan en las finanzas personales.

La mayor parte de los estudiantes, sobretodo en el primer año, no han tenido que manejar un presupuesto todavía. Quizás han tenido algún que otro trabajo temporal, dinero que algunos familiares le hayan dado para la Comunión o algún cumpleaños.

Los abuelos, tíos o padrinos suelen dar dinero para ocasiones especiales. O quizás hayan recibido una mesada para sus gastos personales. Pero aún así, no saben lo que es ajustarse a un presupuesto mensual para cubrir todos los gastos que conlleva el vivir de forma independiente. No saben todavía lo que es administrar el dinero para llegar a fin de mes. Es necesario ayudar y educar a los hijos sobre estrategias de gasto inteligente, en lo posible antes de llegar al campus.

Independientemente de si los padres le financien su vida universitaria o lo hagan ellos mismos con una beca o un préstamo, es importantísimo ayudarlos a que aprendan a crear un presupuesto y a utilizar los servicios en línea del banco para realizar pagos, como por ejemplo de los servicios fijos como la luz, internet y demás.

Sobretodo si se alojarán en un piso con otros estudiantes y no en un colegio mayor. Quizás, el colegio mayor facilite las cosas, pues no tendrán que ocuparse del presupuesto para el supermercado, internet, luz y demás. Pero aún así tendrán que aprender a crear un presupuesto.

Si se financian con un préstamo estudiantil, sería muy provechoso que aprendan a ir minimizando la deuda. Lo pueden conseguir gastando de forma inteligente. Es importantísimo que ese dinero no sea utilizado para trivialidades como salidas, sino para matrícula, libros, ropa, y otros gastos esenciales. Es importante que su hijo sea consciente que los préstamos no son dinero fácil, sino que luego se deben pagar con esfuerzo y con interés. Por lo tanto, los hábitos que se hagan en este primer año de universidad serán determinantes de la estabilidad financiera en el futuro. También pueden reducir el préstamo estudiantil con ingresos adicionales consiguiendo trabajos durante los estudios o en las vacaciones.

Uno de los consejos más importantes que todo estudiante debe saber es sobre cómo y dónde conseguir los descuentos estudiantiles. Juntamente, asegúrese de que a su hijo o hija le quede bien claro que las tarjetas de crédito deben utilizarse con mucho cuidado. De otra forma, el presupuesto que hayan creado ya no le servirá de mucho. Establecer límites financieros en el primer año de universidad es muy importante y le servirá para toda la vida.

Es posible que, durante los años de universidad, los estudiantes vayan obteniendo créditos para diferentes gastos como un coche, electrodomésticos para amueblar un piso, gastos inesperados durante los estudios, incluso vacaciones. No sería mala idea hablar sobre las opciones de préstamos que existen, y que les serán ofrecidas tanto por bancos como por páginas en internet. Enséñele a su hijo o hija a entender y evaluar las diferentes tasas de interés en caso de que decidan sacar un préstamo.

Hay muchas opciones de préstamos en internet y en los bancos: préstamos rápidos, prestamos para emprendedores, préstamos para jóvenes, para comprar elementos para el hogar, para coches, incluso préstamos para reunificar todas las deudas con un solo pago. Si su hijo va a estudiar economía, quizás no haga falta que le explique cómo funcionan las diferentes tasas de interés. Pero no todas las personas se llevan bien con las finanzas, lo que no quita que no deban tener bien claro algunos conceptos. Entender las tasas de interés de los préstamos es uno de ellos.

Son muchas las cosas a tener en cuanta si un hijo parte hacia el campus. Pero no olvide que hablar de finanzas es importante. El futuro de su hijo dependerá no sólo de lo que estudio sino también de cuán bien aprenda a manejarse con el dinero en la vida, comenzando en la universidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *